Si su finca tiene una antigüedad superior a 50 años necesitará solicitar presupuesto para llevar a cabo la inspección del edificio para garantizar la seguridad del edificio y personas.

Tipo de cliente:

Particulares / Comunidades / Empresas

Nuestra tarea:

Inspección in-situ / Redacción Informe / Dictamen

Solicitud de presupuesto:

Pinche aquí para solicitar presupuesto

Recursos humanos:

Arquitecto 10%
Arquitecto técnico 70%
Ingeniero 10%
Abogado 10%

La inspección técnica de edificaciones consiste en una inspección obligatoria y periódica que deben pasar todos los edificios con más de 50 años de antigüedad con el fin de garantizar la seguridad. Una vez inspeccionado el edificio deberá realizarse la misma operación cada 10 años –hasta los cuales extiende su vigencia y validez-.

 

Todos los propietarios de cualquier tipo de edificio tiene la obligación de cumplir dicha inspección. En el caso de Comunidades de Propietarios el deber recae sobre la propia Comunidad. Su incumplimiento puede acarrear la consiguiente sanción y ejecución forzosa por parte del Ayto. que posteriormente cobrará a la propiedad.

 

Los propietarios deben encargar la inspección técnica a un técnico competente, habilitado para el ejercicio por el Colegio Profesional correspondiente. El técnico será el encargado de consignar el resultado de la inspección describiendo tanto los posibles desperfectos apreciados, sus posibles causas y las medidas recomendadas -en cuyo caso el propietario deberá realizar las reparaciones oportunas para que el técnico haga una nueva visita y pueda comprobar que los daños se han subsanado favorablemente para emitir el dictamen favorable- así como del grado de ejecución y efectividad de las medidas adoptadas y de los trabajos y obras realizadas.

 

La tramitación o procedimiento de una inspección técnica comienza por la redacción de un informe por parte del técnico competente que haya inspeccionado el edificio –quién lo visará en su correspondiente Colegio Profesional-.